Me siento como un muerto en vida, divagando por las calles con tu recuerdo clavado en las sienes.
Siento que me muero, un poco más cada dia que pasa. Tal vez porque sé que no tendré la oportunidad de estar contigo.
Mi existencia se ha convertido en un continuo vagar por los dias grises. Sé que no volveré a ser el mismo.
Algo de mi se murió aquella oscura noche.

Morir de amor es la muerte más cruel. Porque sabes lo que es y porque sobre todo no hay cura posible.

Tan solo el olvido.